Salud, un perfecto equilibrio entre cuerpo y alma

Debemos entender todo lo que encierra la palabra salud ya que no sólo se refiere a no tener ningún padecimiento médico o de tener un peso ideal.

En el post anterior hablamos de salud en donde establecimos pasos a seguir para llevar una vida más sana. Esta vez, vamos a enfocarnos en algo más general, en sí en la salud.

Debemos entender todo lo que encierra la palabra ya que no sólo se refiere a no tener ningún padecimiento médico o de tener un peso ideal. Según la Real Academia de la lengua española es el “Estado en que el ser orgánico ejerce normalmente todas sus funciones” también se encuentra como, ”Conjunto de las condiciones físicas en que se encuentra un organismo en un momento determinado”

En lo personal la definición que más me gusta es “La salud es un estado de completo bienestar físico, mental y social, y no solamente la ausencia de afecciones o enfermedades” definición realizada por la Organización Mundial de la Salud en 1948.

Me entró mucha curiosidad por saber ¿Cuándo empezamos a hablar de ella en internet?, si buscamos en google la palabra “Salud”, vamos a encontrar aproximadamente 405,000,000 de resultados por lo que se puede decir que, tomando como referencia una población mundial de 7, 432, 663, 000 de habitantes, por cada 18 personas –de edades en general- al menos una ha emitido una opinión pública en internet de salud. Además, en 1970 aparece en google la primera publicación en donde una persona emite una opinión sobre un caso personal con la salud pública.

Salud tiene todas las subdivisiones que se le quieran realizar, la verdad se define dentro de ámbitos diferentes entre sí y muy generales como es lo mental, físico y social por lo que en este espacio de mentehacker la clasificaremos así.

Por ahora dejemos un poco los números y las definiciones, vamos a irnos a un lado más crítico y personal, para ello nos plantearemos las siguientes preguntas ¿Siento que soy una persona sana?, ¿Cuál es mi concepto de salud? Y ¿Realmente es importante para mí?, en lo personal empecé a preocuparme por mi salud desde hace muy poco tiempo, hace 4 años para ser más precisa, comencé haciendo las famosas “dietas milagrosas” que realmente no ayudan en nada, más bien perjudican nuestra salud. Es cierto estas dietas te ayudan a bajar de peso, pero peso ¿de qué? La mayoría de veces de masa muscular o con suerte de agua, pero el peso que perdemos ¡no es grasa! además que ese peso “perdido” –por deshidratación- lo recuperas en 1 o 2 días.

Después de mi paso por las dietas milagrosas, empecé a cambiar un poco mis hábitos alimenticios tratando de comprar alimentos más sanos y a realizar ejercicio. El ejercicio sirve muchísimo, pero ya en otro post hablaremos de él.

Más adelante, dejé de tomar aguas gaseosas o carbonatadas lo que me ayudó muchísimo a llevar una vida “más sana” pero aún me seguía sintiendo cansada, ¿qué pasaba conmigo?, estaba haciendo todo lo que me decían que me haría sentir con energía, pero aun así no lograba sentirme como quería y es que en este punto probablemente estaba trabajando un poco en mi salud física, pero me faltaba –y falta- la mental y la social las cuales nos ayudan a tener una vida plena y claro, más sana. Además, nuestra salud mental es una clave para la constancia la cual no tuve ni he tenido en muchos aspectos en mi vida y que hasta cierto punto todos necesitamos en nuestras actividades diarias si esperamos cumplir un objetivo.

La mente puesta en el objetivo, nos ayuda a qué nos convenzamos que esto que estamos haciendo es lo mejor para nosotros y que realmente regresar a nuestros hábitos anteriores es una mala idea. Lo social nos ayuda también a crear buenas relaciones que a su vez nos logren apoyar con nuestras decisiones y objetivos, muchas veces ni nuestros propios amigos o familia aceptan estos cambios que queremos realizar, además, el medio ambiente también contribuye a tener una buena o mala salud, por ejemplo, el aire que respiramos o el agua que tomamos.

A lo que quiero llegar es que salud realmente es un esfuerzo cíclico, ese ciclo empieza y termina cada mañana al despertar, además necesitamos tener dispuesto nuestro cuerpo y nuestra mente para lograr nuestro objetivo.

Para mí la salud no es más que El deseo más profundo y anhelado de toda la humanidad”.

¡Esperen el próximo post!

Tarea 2: Responderme todas las preguntas sugeridas anteriormente y compararlas con mis metas propuestas en el post anterior.

Referencias

Karla Marisol

2 comments

  • Tienes mucha razón, tendemos a clasificar como “salud” únicamente los aspectos físicos; por ejemplo, si vemos a una persona delgada que llega asfixiada al 3er. Nivel de un edificio, nos preguntamos cómo puede ser eso posible, sin tomar en consideración que puede estar comiendo poco; pero no hace ejercicio y no se alimenta bien.

    • Físicamente podemos observar muchos indicios de salud en una persona, aunque también en sus actitudes y formas de hablar, salud, es una palabra tan amplia como nuestra imaginación. Gracias por tu comentario.

Your Header Sidebar area is currently empty. Hurry up and add some widgets.